miércoles, 23 de febrero de 2011

Buscando el silencio...

Eran muchos los que en el silencio
de los volcanes nevados
y de los pequeños valles ocultos,
se buscaban a sí mismos.
Buscando el silencio

Pero Quetzacóatl les decía:
Aquellos que buscan el Silencio en la calma
nunca lo encontrarán desnudo.
Para desnudarlo hay que buscarlo
entre el bullicio.

Díganme:
¿De qué sirve a un corazón tener calma
en medio de la soledad?
¿A poco no es como la calma que tiene
un lago estancado en un valle?

Mas, ¡qué grande es un corazón
cuando en medio de las dificultades
y los problemas, conserva la calma
y se viste con el Silencio!

Es como el torrente que resbala sereno
por la ladera de la montaña.
Algunos van a lugares donde lo más que les molesta
es el canto de un pajarillo, o el sonido que arranca
el viento a las hojas de los árboles.

Y piensan:
Estoy tranquilo y sereno en este lugar,
he alcanzado la calma
y el Silencio es amigo en mi corazón.

Pero cuando vienen al bullicio,
sus pulsos se agitan y sus corazones se alteran,
y sus pensamientos chocan
con violencia en sus frentes.

Yo les preguntaría:
¿Dónde guardaron la calma?
¿Qué morada le prepararon en sus pechos
que tan pronto se les fue?

Sepan que aquel que busca el Silencio interior
debe encontrarlo en medio de los ruidos
y de las voces y de los gritos,
y tomándolo debe sentirlo en su corazón
y al escucharlo ya no oirá
hacia afuera sino hacia dentro.

Y en verdad les digo, que ni cien tormentas,
ni la explosión de mil volcanes
podrían ya nunca separarlo de él.

Para buscar pues, la calma Interior,
no vayan adonde todo es calma
sino adonde no hay paz,
y sean ustedes la paz.

De esta forma la encontrarán al darla,
y la tendrán en la medida en que vean
que otros necesitan de ustedes para calmarse".

Del libro "Así hablaba Quetzalcóatl"

5 comentarios:

Elyud Fabian dijo...

Muy cierto!!!. Pero dificil...

Elvira G. dijo...

Elyud Fabian,
¡qué gusto verte por aquí!

Hace años, mi maestro de "filo" (filosofía) en París, nos decía: "no existen imposibles... sino seres que se creen imposibilitados".

¿Qué quiere decir esto? Que nosotros mismos nos ponemos las trabas con nuestras palabras que, para bien o para mal, son constantes "afirmaciones".

Creo que tú de verdad estás buscando esa "calma interior". La respuesta la tienes aquí, en los dos últimos párrafos de ese texto:
"ve a donde no haya paz.. y sé tú mismo la paz. La encontrarás al darla, y al darte cuenta que otros necesitan de ti para calmarse..."

Sigue mirando a tu interior, aún en medio del bullicio, ahí está siempre tu inseparable compañera: la Paz!

¡Un abrazo!

Elvira G.

Elyud Fabian dijo...

Hola Elvira!
Muy cierto! Justamente ahí está la solución pues el problema precisamente era que dentro de mí también hay ruido. Siento haberme escuchado tan negativo. Pero esa es la razón y otra razón también que últimamente me da como “miedo” meditar… y tampoco encuentro el momento indicado… pareciera como si tuviera "miedo" de mis propios pensamientos o como si no fuera dueño de todos mis pensamientos… eso es lo más raro :S.

Que la luz guie tu camino siempre y muchas gracias por todo :).

Es un hecho que las casualidades no existen!. Parece que llego de la nada justo al texto que tiene que ver con lo que me cuestionaba :).

Elvira G. dijo...

Elyud Fabian:
Ahora, hablando de "sincronicidades", esta tarde, al pensar que necesitaba contestar a tu último mensaje, me dio por ir a "ivoox", especialmente al Podcast "El Mundo de las Trece Lunas"... ¡y mira el programa que me encontré!: "La sanación de los miedos – experiencia con los ángeles".

http://www.ivoox.com/01-33-la-sanacion-miedos-experiencia-audios-mp3_rf_413736_1.html

Espero que te ayude el escucharlo, y piensa que la Luz de Dios siempre está contigo. No hay nada qué temer...

También te paso una afirmación que me dio hace mucho mi maestra de Metafísica: "sólo los seres y las situaciones buenas y correctas, entran en mi mundo y mis experencias..."

¡Que sigas andando en la Luz!

Un abrazo!
Elvira.

Elyud Fabian dijo...

Muchas gracias!!! tanto por la afirmacion como por el podcast, en este momento me dispongo a oirlo, ya lo he descargado.

y tienes mucha razon la luz de Dios siempre esta.. de hecho con cada uno de nosotros :), algunas veces hace falta que te den un "toque" para recordar algunas cosas importantes :)

muchas gracias por tu ayuda!! :).