sábado, 27 de agosto de 2011

Eres...

Eres...Eres tan pequeño
Como grandes son tus quejas…

Eres tan grande
Como silente el recuento de tus penas…

Eres tan ciego
Como tu densa obstinación en verlo todo gris…

Eres tan lúcido
Como transparente es tu mirada interior que te revela incontables maravillas..

Eres tan esclavo
Como inmenso el cúmulo de miedos e inseguridades que te encadenan…

Eres tan libre
Como tu confianza absoluta en el Padre que todo te lo da…

No esperes que los demás cambien
Cambia tú mismo.

No inicies la guerra.
Practica la paz.

Desde tiempos inmemoriales el hombre ha iniciado guerras en el exterior
creyendo ver ahí al enemigo.
No reconoce que, al irse a dormir,
lo lleva muy cerca de sí, en su interior.
En sus miedos… y en su ego que le hace sentirse separado.

Sal a la calle hoy.
No esperes encontrar una sonrisa.
¡Adelántate... prodígala tú mismo!

Entiéndelo:
Creador de tu propio mundo
¡eso es lo que ERES!

Elvira G.

4 comentarios:

Mary Valle dijo...

Gracias ELVIRI por compartir estos bellos pensamientos, que tengas un día pleno de amor y armonía.

Saludos cariñosos
María.

Elyud Fabian dijo...

Hola Elvira!! muchas gracias por compartirlo con nosotros, muchas veces en las cosas mas sencillas esta la mejor respuesta, o el mejor detalle, lo más puro y lo que no cuesta llevar. :)

Elvira G. dijo...

María querida, dicen que más vale tarde que nunca... Mil gracias por tus palabras!
Elvira...

Elvira G. dijo...

Elyud Fabian, mi lector favorito! Me da gusto que "te lleguen" estas sencillas palabras, surgidas en uno de esos momentos de elvirianas reflexiones...
Gracias por el comentario!
Un abrazo luminoso.
Elvira...